Una moda que parece resistir: los tatuajes

 

Hace ya algunos años un conocido grupo de rock hizo una canción memorable que se llamaba así, Tatuaje, y que hablaba de todo lo que se podía poner uno en el brazo (entre otras cosas el celebérrimo amor de madre o el más castizo Pepi te quiero…). Y sin embargo, a pesar del contenido gracioso de esta canción, no podemos olvidar que el hecho de acudir a un salón de tatuajes y hacernos dibujar cualquier cosa sobre la piel es algo que todavía se sigue haciendo con asiduidad. Como afirmamos en el título que da entrada al presente artículo, es una moda que parece resistir.

encuentrauntelefonoAdemás, hoy en día tener a mano un buen centro en el que nos hagan un diseño original y creativo es muy sencillo. Basta con entrar en una guía de profesionales, buscar un salón de tatuajes en el sitio adecuado, comprobar los datos de contacto y la localización del mismo y ya está. El resto (qué queremos, dónde lo queremos y por qué lo queremos) son asuntos particulares. Por cierto, puedes hacer clic aquí para acceder a uno de esos directorios de empresas y buscar un experto en el dibujo de tatuajes. Merece la pena, la verdad.

Eso sí, te vamos a recomendar que no recurras a personas que con una plantilla y poca maña van a hacerte un desaguisado en la piel. A veces puede ocurrir que la impericia de algunos nos ponga en peligro, porque hacer un tatuaje no es un juego de niños que cualquier persona pueda llevar a cabo. Hay que manejar una serie de aparatos de gran precisión, y el hecho de inyectar tinta en la piel no se puede dejar en manos de aficionados. Gastarse un poco más para que nos hagan un tatuaje de calidad es la mejor manera de invertir nuestro dinero.

Así que si eres de los que quiere lucir un tatoo este verano no podemos sino recomendarte que entres en la página que te hemos dejado enlazada, busques un sitio de referencia que te haga un buen dibujo de calidad, pienses bien qué te vas a representar y en qué parte del cuerpo y te prepares a sentir algunos pinchazos molestos que, no obstante, compondrán sobre tu cuerpo un excelente resumen de tus ideas, tus pensamientos, tus gustos o incluso tus fobias…